sábado, 25 de abril de 2009

Helene Demuth



Karl Marx tuvo un hijo natural de una de las sirvientas de su otrora opulenta familia, llamada Helene Demuth.

para evitar el escándalo, pues estaba casado con la baronesa Jenny von Vestphalen, no se le ocurrió nada mejor que atribuir la paternidad del niño a su amigo y discípulo Friederich Engels, carga que éste aceptó con enorme abnegación, a la que correspondió Marx criticándole por «tener una amante», y no por tal cosa, que según él era una «costumbre burguesa», sino por ser ésta, en palabras de Marx, «de clase baja».

ronronea:
carla

8 maullidos:

Julián dijo...

Ostras, qué anécdota más jugosa XD Qué pasada, ya se sabe que Marx era muy burgués, pero vaya trapos sucios el tío... jjaja

farala 68 dijo...

vaya vaya... lo de cargarle muerto a otro por estar casado no me ha sorprendido, ¡pero encima criticarle! hay que tener morraco!!
jajjaaaaaaa

(era feucha, la mujer)

marisa dijo...

joder..cotilleos cotilleos..

dintel dijo...

Supongo que la crítica es para tener una coartada profunda. ;)

carla dijo...

hola julián;
los comunistas hicieron todo lo posible para ocultar el origen «middle-class» de su ideólogo, sin demasiado éxito..

besos,

carla dijo...

hola farala;
para mí es más sorprendente la devoción de Engels que la ruindad de Marx

besos,

carla dijo...

hola marisa;
pues de eso trata esta sección, «salsa rosa», de cotilleos de los famosos :)

besos,

carla dijo...

hola dintel;
tan profunda que concibió un hijo hahaha

besos,